Cirugía de párpados

Cirugía y estética

Información sobre cirugía estética y tratamientos estéticos

Los ojos, probablemente, son los órganos visualmente más atractivos del cuerpo humano. Cuando una persona tiene una mirada brillante, fresca y clara desprende un aura de salud, vitalidad, juventud y confianza.

Imagen de cirugía de párpados

Por otro lado, si la persona tiene unos ojos de aspecto cansado, envejecido o flácido, la persona en su conjunto puede parecer enfermiza, poco enérgica y fatigada. Afortunadamente, gracias a la cirugía de párpados y otras medidas apropiadas, la forma y el aspecto de los ojos pueden mejorarse de manera espectacular.

De hecho, la zona ocular ofrece una mayor oportunidad de mejora estética en comparación con otras zonas faciales. El término técnico para la cirugía de párpados es blefaroplastia.

La cirugía de párpados en comparación con otros tratamientos estéticos faciales

Muchas personas centran sus esfuerzos en mejorar diferentes signos del envejecimiento que aparecen en el cuello y en la parte inferior de la cara. Por lo general, estas personas se niegan a someterse a procedimientos para hacer desaparecer los efectos del envejecimiento en el contorno de los ojos, que generalmente se pueden corregir con menos riesgo y menos dinero que los liftings faciales y de cuello que son solicitados con más frecuencia.

Por otra parte, si otras zonas de la cara, como los pómulos y el cuello son operados sin que se realice una cirugía de párpados, el resultado final es una exageración de los aspectos negativos de la estética del órgano más importante de la cara, la región ocular. En caso contrario ocurre cuando una persona se somete a un procedimiento de párpados u otras cirugías asociadas a ellos sin someterse a tratamientos de la parte inferior de la cara, esta zona inferior no tiende a llamar la atención negativa.

Define tus objetivos por adelantado

Debes definir tus objetivos deseados cuando hables durante la primera visita con tu cirujano plástico. Tu cirujano plástico deberá ser capaz de guiarte a objetivos más realistas que se pueden conseguir con la cirugía más apropiada en tu caso, incluso incluyendo otras intervenciones si fuera necesario. En esta primera visita podrás hacerte una idea más realista de los resultados que puedes obtener si te sometes a una cirugía de párpados. El cirujano para que te hagas una idea de los resultados, te mostrará diversas fotos de otros paciente con el antes y el después de haberse sometido al tratamiento. Estas fotografías, generalmente, deberán ser casos reales de cirugía de párpados realizadas por tu cirujano plástico. No te debes basar tu decisión sólo en estas fotografías, ya que los resultados pueden variar según el paciente.

Principales zonas problemáticas que pueden corregirse gracias a la cirugía de párpados

A pesar de que las preferencias personales y los requisitos varían según el paciente, existen algunos problemas comunes por los que la cirugía de párpados es la más realizada. Las bolsas de los párpados son provocadas por la prominencia y la protrusión contra la piel de tres pequeñas bolsas de grasa situadas bajo los ojos. Estas bolsas se pueden corregir mediante una cirugía básicas de blefaroplastia.

Un poco más abajo de las bolsas de los párpados, se encuentran las bolsas malares o festones. Estas bolsas son provocadas por una acumulación de líquidos e inflamación de los tejidos asociados. Éstas bolsas son más difíciles de tratar. Una blefaroplastia o un lifting facial no son capaces de corregirlas. De hecho, es posible que una vez el paciente se someta a una cirugía de blefaroplastia, la existencia de estas bolsas malares o festones se haga más evidente o el paciente se de cuenta por primera vez que las tiene. Esto puede pasar porque cuando se eliminan las bolsas superiores, las bolsas del párpado inferior pueden parecer más prominentes. Estas bolsas malares pueden ser tratadas con la blefaroplastia con la extensión de malar, con un implante para la zona de las ojeras o con una liposucción.

Los pliegues epicánticos son más comunes en los ojos asiáticos y se constituyen por un pequeño pliegue del tejido entre la nariz y el ojo. Este tipo de pliegue se puede presentar también en otras razas. Por lo general son corregidos por epicantoplastia. Otra característica de los ojos asiáticos es la carencia de pliegue en el párpado superior. Incluso en los casos que existe pliegue por encima de las pestañas, éste puede medir como máximo 7 milímetros, en comparación con el promedio caucásico que es de 11 milímetros. Estas características hacen que la persona tenga una mirada cansada. Esta característica del párpado o la mirada de cansancio se puede tratar con la doble cirugía de párpados, que también es conocida como la blefaroplastia asiática.

Preparación previa a la cirugía de párpados

El cirujano plástico te deberá examinar antes de someterte a la cirugía de párpados. En esa visita se evaluará tu estado general de salud y los factores de riesgo en tu caso particular. Es posible que te pidan algunas pruebas o análisis que deberán ser estudiados en el laboratorio. También es posible que te hagan algunas fotografías para el registro jurídico medicolegal y para poderlas comparar con los resultados finales después de la cirugía. Es importante que en esta visita te queden claros varios puntos, como el probable resultado de la cirugía, el tipo de anestesia que se va a emplear y todos los posibles riesgos y complicaciones que pueden surgir.

El día de la operación

La blefaroplastia normalmente se realiza bajo los efectos de la anestesia local. Estar consciente mientras te realizan el procedimiento, es lo más habitual. Además de la anestesia local, el cirujano te administrará un sedante suave para que te relajes. En algunos casos, puede ser necesaria anestesia general. El cirujano hace una incisión en los párpados. Estas incisiones son por lo general a lo largo de las líneas del pliegue de los párpados para que la cicatriz quede disimulada. El exceso de piel, músculo y grasa se elimina y la piel se cierra con puntos de sutura.

Cuidados de seguimiento y postoperatorios

Después de la cirugía de párpados los ojos se cubren con vendajes. Te darán unas gotas lubricantes para que te puedas poner en los ojos y unos medicamentos orales para paliar el dolor y el malestar. Durante el periodo de recuperación debes evitar las lentillas, el maquillaje, el alcohol y forzar la vista con la televisión o la pantalla del ordenador, al menos durante unos días después de la cirugía.

Las complicaciones en la cirugía de párpados

El lagrimeo, el picor, el ardor, la sequedad, la sensibilidad a la luz y la visión borrosa, son posibles efectos que duran unos días después de someterte a esta cirugía. Es probable que notes inflamación alrededor de los ojos. Las cicatrices, las infecciones, la dificultad para cerrar los ojos y la apariencia asimétrica de los mismos son otras de las posibles complicaciones de este procedimiento.

¿Cuánto me puede costar la cirugía de párpados?

El coste exacto de una cirugía de párpados es difícil estimar hasta que no hayas sido examinado por un cirujano plástico. Esto es debido a que cada caso es diferente. De hecho, el coste puede ser diferente en cada ojo del mismo paciente. Además del tipo y el alcance del procedimiento, el coste de la cirugía de párpados depende de la ubicación geográfica, la experiencia del cirujano, el tipo de instalaciones médicas y tu condición médica preexistente. Los principales componentes del coste de la cirugía de párpados son los honorarios de la anestesia, los honorarios del cirujano y los honorarios de las instalaciones o del hospital.

Si la cirugía de párpados se combina con otros procedimientos como la frontoplastia o el lifting facial los honorarios de la anestesia y de la clínica se reducirán, ya que quedan solapados entre sí. Con una estimación aproximada, podemos decir que la cirugía de párpados te puede costar entre 1.620 € y 4.070 €.

Valoración: 4/5 (22 valoraciones)

Artículos relacionados con Cirugía de párpados